7 pasos que te ayudarán a descubrir qué negocio poner

Otra semana llena de satisfacciones y de grandes logros, y para una demostración clara es MI INVITADA DE HONOR DE LA SEMANA. Es maravilloso (no me cansaré jamás de repetirlo) el poder, alcance y fuerza de integración que tiene el mundo digital (y esto va para los que aún dicen y sostienen que por las redes sociales no se pueden hacer amigos… Que equivocados están!!!). Se acuerdan de la publicación de Mabel Cajal en su blog que se titula “50 Blogs cañeros para aprender marketing digital en el 2016” que ese día casi la volvemos loca los 50 blogueros aquí mencionados entre menciones, compartiendo y agradecimientos. Pues gracias a esta publicación nace la amistad y la colaboración que hoy les traigo. Es un chica maravillosa tanto por dentro como por fuera, con una energía y hermosa sonrisa que contagia a cualquiera, dinámica y súper emprendedora, y tengo la dicha y privilegio de contar con ella como invitada el día de hoy.

Sin más preámbulos te dejo con mi nueva amiga y gran bloguera Edith Gómez de Gananci.com

foto perfil personal

EDITH GOMEZ

Si tuvieras una bolita mágica que te diera respuestas y claves sobre el futuro, ¿qué le preguntarías? Yo lo tendría claro y mi pregunta sería esta:

Quiero emprender un negocio, ¿qué negocio poner?

Llega un momento en la vida de las personas que se sienten cansados con lo que hacen, están hartos de seguir las instrucciones de su jefe y no aguantan ni un minuto más la monotonía de sus tareas.

Y a ti, ¿alguna vez se te ha pasado por la cabeza ser tu propio jefe y dejar ese empleo que tanto detestas? Este ya es un paso llegar a este pensamiento, pero de ahí a que todos los que lo piensen, tomen acción, hay un trecho.

Sí, vale, todos pensarán en las ventajas de emprender un negocio: la libertad financiera, en hacer las cosas a su modo, no tener ningún superior por encima, etc. Pero, hay un problema. Te pasas horas buscando ideas de negocio rentables y que se adapten a tu estilo de vida. Y no encuentras nada.

Muchos emprendedores han pasado por esta situación. Tenían todos los requisitos para arrancar un negocio: optimismo, tiempo para dedicarle e incluso dinero ahorrado para que el negocio echara a andar. Sin embargo, les faltaba un factor primordial:

Pasión por un negocio que de verdad les motivara

¿Te sientes identificado? Por eso, he decidido crear una pequeña guía con 7 pasos, explicándote cómo responder a la pregunta del millón: ¿Qué negocio poner?

emprendedor

1.    Encuentra algo que te apasione

Muchas personas deciden emprender porque están en paro o porque con su trabajo actual no ganan el suficiente dinero que necesitan. Esto es un grave problema porque emprenden por necesidad y no porque les apasiona su idea.

Aunque suene cruel decirlo, si buscas solo una motivación económica, al final te acabarás cansando de ese trabajo porque realmente no lo conoces bien y tu fin era conseguir dinero rápido.

Es verdad que puedes formarte antes de emprender ese negocio y aprender todo lo que puedas para gestionar esa empresa correctamente, pero si no te apasiona, es probable que acabes haciéndole la cruz y fracasando con el tiempo.

Así que para averiguar qué te mueve y te gusta, debes pensar en aquello que además de gustarte, haces bien y por lo que la gente te felicita.

Por tanto, piensa en aquellas habilidades que tienes y si puedes sacarle provecho, es decir, si puedes satisfacer una necesidad de alguien y recibir una recompensa por ello.

No es fácil, lo sé. Para ayudarte en tu búsqueda de esas habilidades que tienes te recomiendo que elabores una lista con dos columnas.

En una, escribe aquello que te apasiona, piensa en cuando eras niño, ¿qué te encantaba hacer? Piensa si aún hoy te daría placer realizar esa actividad o cómo podrías relacionar esa actividad a un negocio. ¿Te gustaba pintar, flipabas cuando te regalaban un puzzle y te peleabas con tu hermano para jugar al scalextric?

Y en la otra columna, escribe tus habilidades y conocimientos. Lo que has estudiado y lo que sabes hacer.

Lee esa lista y encuentra una conexión con esas dos columnas. De ahí puede salir una idea de negocio que te apasione y te haga feliz.

2.    No te precipites a tomar malas decisiones

Uno de nuestros mayores errores es el deseo de querer complacer y gustar siempre a los demás. Pero, párate a pensar quién piensa en ti.

No te precipites con tus decisiones por miedo a fracasar, por sentirte presionado por los demás, por el qué dirán y toma tus propias decisiones, aquellas que defienden tus principios y derechos para ser la persona que deseas ser.

En los casos más extremos, hay personas que incluso son manipuladas emocionalmente y toman sus decisiones en base a lo que quieren otros. Identifica cómo son estas personas manipuladoras, qué estrategias utilizan y corta de raíz con ellas.

3.    Visualiza hasta donde estás dispuesto a arriesgar

Hay que ser realistas y del mismo modo que podemos dedicarnos a un negocio que nos gusta y nos motiva, podemos tener éxito o no.

Teniendo en cuenta esto, debemos ponernos serios y pensar hasta dónde estaríamos dispuestos a arriesgar.

Imagina que quieres montar una tienda online y eso te lleva un tiempo de 2 meses y 1000 euros de inversión. ¿Podrías permitirte perder este tiempo y dinero si no funcionara la idea? A esto me refiero.

4.    Cuáles son tus objetivos

¿Encaja el negocio que quieres poner con el nivel de vida que quieres llevar? Por ejemplo, si tu idea es montar un restaurante, pero tu tiempo disponible es de media jornada. ¿Crees que puede funcionar?

Un restaurante es muy sacrificado, está abierto cuando la mayoría tiene descanso, en días festivos y fines de semana. Y si tu idea es seguir con tu trabajo actual y en tu tiempo libre gestionar y administrar el restaurante, siento decirte que acabarán fracasando.

Si quieres seguir con esa idea del restaurante que tanto te apasiona, debes cuestionarte algunas cosas como dejar tu trabajo en el momento adecuado, para así centrarte en tu nuevo negocio.

5.    Crea un plan de negocios

Cuando decimos que hay que crear plan de negocios, nos echamos enseguida las manos a la cabeza. Pero tranquilos, no es necesario un plan de negocios de 30 hojas, bastará con dos o tres páginas que clarifiquen tu objetivo, tu propuesta de valor, el público objetivo al que te diriges, cuál es tu competencia, entre otros.

Comienza uno con ideas básicas y luego cuando ya estés en marcha, intenta desarrollar y  profundizar en más detalles técnicos.

6.    Sigue los hábitos de emprendedores exitosos

Muchos emprendedores como Steve Jobs o Bill Gates alcanzaron el éxito, no solo por su visión en el mundo de los negocios, sino gracias en gran parte a una serie de hábitos inteligentes que practicaron durante años a diario y eso les impulsó a ser personas más efectivas y productivas.

Entre esos hábitos estaban: leer mucho, reconocer el éxito de otros, seguir aprendiendo, tener confianza en sí mismo, ser un buen administrador de su dinero, aprender de sus errores, tener hábitos saludables (como dormir lo suficiente, comer sano y hacer deporte), y concentrarse al 100 % en cada una de sus tareas.

7.    Da el primer paso hoy

El último paso, después de analizar todo lo anterior, es tomar la iniciativa o abandonar tu idea para siempre.

Lo peor que puedes hacer es seguir con esa inquietud durante años, porque tu trabajo sigue siendo un suplicio y tu felicidad está en juego.

Por lo que o sigues con este martirio o actúas de una vez por todas. Es normal que tengas miedo a lo desconocido, a perder todo lo que has estado ahorrando todos estos años, y lo más importante, a perder la ilusión. Pero, esa pasión por emprender en algo que te gusta es mucho más fuerte que todo esto y por eso debes hacerlo ahora, ¡es el momento!

Emprendedor-Comenzando

Descripción del autor: Edith Gómez es editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos.


Todos los que hemos emprendido nuestros negocios creo que nos parece muy familiar todo lo recomendado por Edith, ¿Qué si es fácil dar este paso? No, no lo es. Pero después de que lo hagas y le pongas todo tu corazón, alma, fuerza, y pasión verás que serás la persona más feliz del mundo al tener tu propio negocio. Son grandes consejos y si los sigues uno a uno te irá de perlas. De igual forma, si tienes dudas, preguntas u observaciones puedes escribirle a Edith en la sección de comentarios de aquí del blog, que ella misma te irá respondiendo.

Bueno y como siempre … YA SABES!!!!

APROBADO

By | 2017-02-21T06:06:52+00:00 10 Junio , 2016|Estrategia Empresarial, Mi invitado de honor de la Semana|